Página 1 de 1

«SEÑOR, TEN COMPASIÓN DE NOSOTROS»

NotaPublicado: 14 Nov 2017 20:50
por esoto

“Se echó por tierra
a los pies de Jesús
dándole gracias”

Imagen

MIÉRCOLES 32 SEMANA DEL
TIEMPO ORDINARIO (A)
Miércoles, 15 de noviembre de 2017.



Del Evangelio de san Lucas 17,11-19


Imagen
    Jesús pasaba
    entre Samaria
    y Galilea.

    Cuando vinieron
    a su encuentro
    diez leprosos,
    que se pararon lejos
    y a gritos le decían:

    —«Jesús, maestro,
    ten compasión
    de nosotros».


    Al verlos, les dijo:

    —«Id a presentaros
    a los sacerdotes».


    Y mientras iban
    de camino,
    quedaron
    limpios.

    Uno de ellos,
    viendo que
    estaba curado,
    se volvió
    alabando a Dios
    a grandes gritos,
    y se echó por tierra
    a los pies de Jesús,
    dándole gracias.

    Este era un
    samaritano.

    Jesús tomó
    la palabra
    y dijo:

    —«¿No han quedado
    limpios los diez?;
    los otros nueve,
    ¿dónde están?

    ¿No ha vuelto más
    que este extranjero
    para dar gloria
    a Dios?».


    Y le dijo:

    —«Levántate, vete;
    tu fe te ha salvado».


Imagen

COMENTARIO

    En los nueve que
    no vuelven
    a dar gracias
    están reflejadas
    muchas personas
    que no fomentan
    el espíritu de
    agradecimiento
    ni frecuentan la
    alabanza a Dios
    por lo mucho que
    de Él reciben.

    A nosotros nos toca
    agradecer y responder
    a Dios con la misma
    moneda:

    Amándole a Él
    y a los hermanos
    y fiándonos
    plenamente
    de su ternura
    de Padre.


    Nos salva la respuesta
    agradecida a Dios
    en la fe y la fidelidad
    de cada día.

    Gritemos a Jesús
    ten compasión de nosotros…
    pero sepamos reconocer
    todos los beneficios
    que recibimos de Él.

Imagen

OREMOS

    V./ Dios mío, ven en mi auxilio.
    R./ Señor date prisa en socorrerme.
    «Gracias, porque en este día
    podemos agradecerte
    los méritos de tu muerte,
    y el pan de la eucaristía,
    la plenitud de alegría
    de haber vivido tu alianza,
    la fe, el amor, la esperanza,
    y esta bondad de tu empeño
    de convertir nuestro sueño
    en una humilde alabanza.

    Señor haz de mi día
    y de la noche tiempo
    de salvación.

    Gloria al Padre,
    gloria al Hijo,
    gloria al Espíritu Santo,
    por los siglos de
    los siglos.

    Amén».

Imagen


«Agradece a Dios
todo lo que te da
cada día.
Pero sobre todo
darle gracias
por la fe».

http://es.catholic.net/

Imagen
________________________________________

Ver todos los días:

Imagen


«Nada ni nadie puede oscurecer
la luz que Cristo pone en el corazón
y en el rostro de sus amigos».


https://twitter.com/Pontifex_es


      Imagen
http://www.rezandovoy.org/

________________________________________
¡ACOGE,
ABRAZA,
CUIDA,
ACOMPAÑA…!
CON MISERICORDIA.

________________________________________

Imagen

Re: «SEÑOR, TEN COMPASIÓN DE NOSOTROS»

NotaPublicado: 14 Nov 2017 20:59
por Maria Jose Blanco
Imagen

Re: «SEÑOR, TEN COMPASIÓN DE NOSOTROS»

NotaPublicado: 15 Nov 2017 18:39
por esoto
    V. Dios mío, ven en mi auxilio.
    R. Señor date prisa en socorrerme.


Imagen


ORAR CON LA IGLESIA:


    Invoquemos a Dios nuestro Padre,
    que nos ofrece un signo
    de su ternura hacia los pecadores
    en el corazón materno de María.

      -Haz, Señor, que tu Iglesia,
      con el sentido materno de María,
      fije su mirada misericordiosa
      en todos sus hijos necesitados
      de cariño y de perdón.

      -Tú que has enviado a tu Hijo
      para curar toda enfermedad,
      crea en nosotros un corazón nuevo
      capaz de ver y socorrer
      a nuestros hermanos.

      -Tú que cada día esperas
      el retorno de tus hijos
      y preparar para ellos
      una gran fiesta,
      enciende en todos los pecadores
      la nostalgia de tu casa.

      -Tú que revelas tu poder
      sobre todo usando de misericordia,
      haz que, reconciliados contigo,
      seamos, como María,
      dispensadores de perdón y de paz.

Oración:

      Tú, Señor, no quieres
      la muerte del pecador,
      sino que se convierta y viva;
      acoge la oración que
      la Madre de tu Hijo
      y madre nuestra te dirige,
      para que ninguno de tus hijos
      falte al banquete
      que nos ofreces.
      Te lo pedimos, Padre,
      por Jesucristo nuestro Señor.
      Amén.

Imagen